Extensiones de cabello: ¡lee esto antes de utilizarlas!
29 noviembre, 2021 por
Extensiones de cabello: ¡lee esto antes de utilizarlas!
*Marketing
Aunque la moda de las extensiones de cabello sigue más viva que nunca... ¿Por qué (casi) nunca deberías usarlas? Sabemos que es difícil resistirse a melenas con volúmenes y longitudes de infarto que se consiguen en un abrir y cerrar de ojos. Si tú también estás pensando en lucir extensiones esta temporada, ten en cuenta que no es oro todo lo que reluce y que tu cabello podría sufrir daños. Vayamos paso a paso.  

Qué son las extensiones de cabello 

Las extensiones de cabello son mechones o cortinas de cabello que se añaden al pelo original y que aportan, principalmente, longitud y volumen a la melena. Pueden ser extensiones de cabello natural o sintético y temporales, fijas o semipermanentes. Existen múltiples técnicas de colocación, desde las más sencillas, que uno mismo puede realizar en casa, a las que requieren acudir a un salón de peluquería para conseguir un resultado óptimo. 



                          Estos son los tipos de extensiones de cabello más comunes: 

                          Extensiones de clip

                          Son extensiones de cabello temporales. Se suelen utilizar para mejorar los peinados y conseguir que alcancen el volumen y longitud deseados. Se colocan antes de realizar el peinado y se retiran al final del día. No requieren de un profesional. 

                          Extensiones con grapa

                          Son extensiones de cabello temporales que incluyen pequeñas piezas metálicas para sujetar cada mechón. Se fijan y se retiran con ayuda de unos alicates especiales. Pueden colocarse sin manos profesionales. Es necesario retocarlas cada mes para adaptar la situación de la grapa al ritmo que crece el pelo natural. 

                          Extensiones adhesivas

                          Son extensiones de cabello semipermanentes, con una duración de hasta tres meses. Incluyen una cinta adhesiva al inicio de la extensión y a la hora de retirarlas es necesario aplicar un líquido disolvente especial que deshaga el pegamento. Son fáciles de colocar, incluso por manos no profesionales. 

                          Extensiones de queratina

                          Son extensiones de cabello permanentes que pueden durar hasta 4 meses. Se utiliza la queratina como adhesivo para colocar las extensiones lo más cerca posible del nacimiento del cabello. Esta técnica solo pueden realizarla profesionales, ya que se utiliza una pistola especial de calor que funde el adhesivo que contiene la queratina. 

                          Extensiones cosidas

                          Son extensiones de cabello temporales que se cosen a una pequeña trenza horizontal realizada con el cabello original y que actúa como soporte. Una técnica reservada para profesionales. Es necesario retocar las extensiones cada 15 días. 

                          Optar por unas opciones u otras depende mucho del tipo de cabello que tengas y de lo que quieras conseguir. Por ejemplo, los cabellos gruesos aguantan mejor las extensiones cosidas que los finos. En todo caso, siempre es necesaria una sesión previa de asesoramiento por profesionales en el salón de peluquería. 

                          ¿Qué pasa si uso extensiones de cabello? 

                          Una mala utilización, selección, mantenimiento o colocación de las extensiones puede acabar dañando tu cabello. Estos son los principales peligros de las extensiones de cabello:

                          Presión en el cuero cabelludo

                          Las extensiones agregan presión al cuero cabelludo. Tiran del cabello y, si no están bien colocadas porque, por ejemplo, están fijadas a secciones de pelo original más pequeñas de lo necesario, causan molestias. 

                          Raíces más débiles

                          La tirantez generada por la presión en el cuero cabelludo podría debilitar la raíz del cabello si se mantiene a lo largo del tiempo. 

                          Peso excesivo 

                          Es conveniente que las extensiones de cabello no dupliquen la longitud de la melena original para evitar un peso excesivo. De lo contrario, podría generar demasiada tensión en el cuero cabelludo.  

                          ¿Reacción alérgica?

                          Para personas con el cuero cabelludo sensible, las extensiones de cabello sintético pueden provocar irritaciones. Por eso, en el caso de querer usar extensiones son más recomendables las de cabello natural. 

                          ¿Caída del cabello? 

                          El pegamento de las extensiones semipermanentes o permanentes impide que el pelo se desprenda de manera natural del cuero cabelludo. ¿Qué ocurre cuando se quitan las extensiones? Que todo ese pelo cae bruscamente. 

                          Por ejemplo, en unas extensiones que duran 3 meses, todos los cabellos que se habrían caído a lo largo de ese tiempo y que están unidos a las extensiones, acabarán cayendo en el momento en el que se retire la extensión. 

                          Vistos los posibles riesgos de las extensiones de cabello, cabe preguntarse: ¿qué extensiones dañan menos el pelo? En general serían las extensiones de clip, que no llevan pegamentos y se colocan de manera puntual, no fija, aunque su efecto estético es más limitado que el resto. 

                          En cuanto a tipos de pelo, para cabellos finos se recomiendan las que cuentan con adhesivo, y para cabellos gruesos o robustos las de cosido. En todo caso, está claro que cuanto más tiempo estén adheridas al pelo natural de los usuarios, mayor será el riesgo de daño. 

                          ¿Cómo recuperar el pelo después de las extensiones?


                          Cuando digas adiós a las extensiones, sobre todo a las semipermanentes o permanentes, tu cabello puede que necesite regenerarse. En Salón YÖY contamos con tratamientos capilares de la marca exclusiva Ybera París, como Genoma o Botulínica, para que tu pelo recupere su fuerza natural. 

                          Genoma es un tratamiento de recuperación capilar en frío para cabellos extremadamente dañados, sin flexibilidad y muy maltratados. 

                          Genoma:
                          Regenera la estructura original del cabello
                          Devuelve elasticidad a tu cabello
                          Evita que se rompa
                          Y lo prepara ante futuras agresiones como coloraciones, decoloraciones, mechas… 

                          Botulínica Capilar es un tratamiento intenso de rejuvenecimiento capilar para todo tipo de cabellos. Está recomendado para cabellos propensos a la quiebra o para cabellos finos que necesitan fuerza. 

                          Botulínica:
                          Reconstruye e hidrata el cabello
                          Aporta un brillo intenso
                          Elimina las puntas abiertas
                          Y consigue un “efecto bótox” de relleno capilar. 



                          Visita nuestro Salón YÖY Almirante (Madrid), Salón YÖY Progreso (Vigo) o Salón YÖY Simancas (Las Palmas de Gran Canaria) y te haremos un diagnóstico gratuito sobre el estado de tu cabello y el tratamiento específico que necesita para que luzca más sano, fuerte y brillante. 

                          # Tips

                          Compartir

                          Editar
                          Identificarse para dejar un comentario